Compartir

El diseño es una cosa muy útil. Con un enfoque práctico puede hacer que tu ropa habitual se convierte en más cómoda y funcional. En ese frente ha nacido el body interior masculino o la 'calchemisa', la camisa con calzoncillo incorporado. Esta nueva prenda ha nacido en Francia y ya es un top ventas para todos aquellos que siguen odiando que la camisa se le salga fuera del pantalón. Algo casi extemporáneo en la actualidad.

Pero la pregunta es si esta tendencia se exportará al resto del mundo por ridículas que te puedan parecer las imágenes y, por supuesto, la acogida que tendrá en nuestro país, con un sentido del ridículo tan acusado.

                                 

Hasta el momento, la prenda ha triplicado las expectativas de venta. Su precio está entre los 50 y los 65 euros, un precio nada desorbitado y que pone en valor el dos por uno que comprende. Una camisa con calzoncillo incorporado que tentará los hombres. La única pregunta al respecto es, ¿Quién será el valiente que se enfrentará a las reacciones cuando se desnude ante alguien cada primera vez? Al menos, el primer paso ya está dado.

El creador de esta prenda, que lleva el nombre de la unión de dos palabras, 'caleçon' (calzoncillo) + 'chemise' (camisa), es Simon Fréour, que hace años vio la necesidad de hacerla para evitar que la camisa se movieran de sitio. De esta manera, al poner el pantalón por encima, no existirá este problema. Tendremos una camisa cómoda que no se moverá en absoluto.