Compartir

Sacarse las fotos más bellas es en ocasiones una empresa de riesgo. Que se lo cuenten a esta novia brasileña, cuyo sesión de fotos se ha convertido en viral. No es para menos…

En un día de playa, decidió posar como una auténtica sirena subida a una roca. De pronto escuchó los gritos del fotógrafo, pero no le dio tiempo a reaccionar, y terminó pasada por agua.

El vídeo, inicialmente difundido por Facebook, acumula miles de reproducciones. Algunos ya apuntan a que pueda tratarse de un 'fake'. Pero aún así, ¡es muy divertido!