Quantcast

El truco infalible para reutilizar un pompero

Los más pequeños de la casa, y también algún que otro adulto, disfrutan de lo lindo jugando con las pompas de jabón. Se trata de un juguete muy económico, pero al mismo tiempo se agota con suma facilidad. Esto hace que muchos padres no puedan evitar la tentación de rellenarlo con jabón para no tener que comprar uno nuevo.

A pesar de que parezca un simple juego de niños, conseguir que un pompero funcione como el primer día no es tan sencillo como añadir fairy y agua al recipiente. Sin embargo, una vez conozcas el componente imprescindible descubrirás que es muy fácil evitar un nuevo fracaso. ¿De qué se trata? ¡Una simple cucharada de azúcar glass!

Una vez agotado el líquido original, lo primero que tienes que hacer para reutilizar el pompero y lograr pompas de jabón resistentes es mezclar este edulcorante con agua, preferiblemente caliente. A continuación, una vez completado este primer paso, debes añadir a la mezcla otra cucharada de agua y, por último, otra de fairy o cualquier otro lavavajillas.

Para lograr un compuesto óptimo lo más recomendable es remover la mezcla lentamente para evitar que se haga espuma y dejarla durante varias horas en reposo antes de utilizar de nuevo el pompero.

Comentarios de Facebook