Compartir

1En muchas de las naciones del mundo los habitantes de su capital se creen los únicos ciudadanos del

En muchas de las naciones del mundo los habitantes de su capital se creen los únicos ciudadanos del país. Corrompidos por la idea de ser mejores que los habitantes de los alrededores, se pasean de forma altiva por la vida con la cabeza alta mientras desprenden un aire de superioridad inexistente. En España también existe esta especie de individuos concentrados en la capital: Los madrileños, que no pierden oportunidad de mostrar que pertenecen a la ciudad del oso y el Madroño, obviando muchos de ellos que sus padres son de provincias o que tienen más acento que un chino hablando gallego. Para descubrir y diseccionar las razones por la que los madrileños caen mal, desde Qué.es las enumeramos en la siguiente lista.Se creen el ombligo del mundoEspaña tiene 46 millones de habitantes y 19 comunidades autónomas contando las dos ciudades autónomas, pero para los madrileños sólo existen ellos. Y es que sólo hace falta fijarse en cualquier informativo nacional para observar como la inmensa mayoría de noticias de ámbito local van sobre lo que sucede en sus calles. Este egocentrismo informativo es sólo un fiel reflejo de los pensamientos que tienen la mayoría de los madrileños, que primero piensas en ellos y después en ellos, para después acabar pensando en ellos.Esta mentalidad fruto también de la estructura centralizada de España en el que las infraestructuras de los poderes están situadas en la capital, ha conseguido que siempre cuando se compare cualquier cosa en presencia de un madrileño, éste hinche el pecho, levante la cabeza y diga: “Lo mío, mejor”.

Atrás