Quantcast

Los 10 'soplapollas' de toda fiesta

-

1
Son gente insoportable. Tanto que a menudo te preguntas cuál es la misteriosa razón para que sigan s

Son gente insoportable. Tanto que a menudo te preguntas cuál es la misteriosa razón para que sigan siendo tus amigos después de demostrarte durante los últimos 10 que no tienen ningún respeto por sí mismos ni por los demás. Y mira que tu madre ya te advertía que tenías que cambiar de ambiente y de amistades, que mejor volvieses a frecuentar a aquellos chicos tan majos con los que hiciste la comunión y con quienes fuiste de convivencias con la parroquia del barrio. Tú tienes la culpa de todo. Sigues confiando en ellos y en los 'jetas' que de vez en cuando te traen a casa. A pesar de que cíclicamente alguno de ellos -cuando no todos a la vez, como poniéndose de acuerdo-, te monta un numerito que te hace dudar que dentro de esa puñetera cabeza pueda haber el más mínimo rastro de vida inteligente. Y eso que al menos dos de ellos te han dejado con el culo al aire en alguna ocasión. Uno con tu jefe, después e conseguirle trabajo en el departamento contable. En seis meses de trabajo era raro el día en que llegaba ya no puntual, sino dentro de los 15 minutos siguientes de su hora de entrada. Y otro, con tu chica -ahora ya tu mujer- cuando estando estando saliendo con su hermana -o sea, tu cuñada- se tiró a una vecina checa que estaba de Erasmus. En fin, sea como fuere, ellos nunca faltan a tus fiestas y se empeñan en jodértelas mientras tú haces lo propio por conservar su cariño. Será la costumbre sin cuyo influjo el ser humano se pierde en un mar de dudas. O será tu naturaleza tendente al drama. Sus caras te acompañaron siempre y al fin y al cabo, no te ha ido tan mal… Aunque si uno vale lo que valen sus amigos, tú estas realmente jodido. Seguro que conoces a algunos, si no a la mayoría…1.- ¿Por qué Carlos siempre se empeña en 'probar' tu cama? Cuando éramos más jóvenes la cosa era demostrar que ligaba más que nadie, que era un dios del sexo que no descansaba nunca y un maestro en las ceremonias de la seducción y las artes amatorias. Todos entendíamos que era producto de la edad. Pero, ¿por qué sigue igual? Aprovecha cualquier oportunidad y 'tira de veta'. Si hay una invitada inesperada, amiga de un amigo de alguien, siempre se las apaña para liarse con ella. Y si está casada, con mayor motivo.Y si no es así, trae a su última novia formal -a la que conoció hace semana y media-. El caso es que él se empeña -como los perros entrañables de caza- en que siempre le veas revolcándose con alguna. ¿Será alguna fijación de su subconsciente?Va por el segundo divorcio y creo que su problema no es conmigo. Realmente durante su más tierna infancia vio en algunas ocasiones a sus padres en pleno acto.

Atrás
Comentarios de Facebook