Compartir

1En poco más de 15 días la mayoría empezaremos mostrar nuestra anatomía de uno u otro modo. Llega la

En poco más de 15 días la mayoría empezaremos mostrar nuestra anatomía de uno u otro modo. Llega la hora de la playa o la piscina o incluso de la comida campestre al borde den río o un pantano. Puede que nos acordemos tarde, pero para aquellos y aquellas que estén aún a tiempo por que cogen vacaciones dentro de algunas semanas, unos consejos útiles y fáciles de aplicar pueden significar una gran diferencia. ¿Por qué no vamos a atrevernos con los bikinis o los pantalones cortos? las chicas, además, tienen algunas minifaldas que por temor al fracaso no se ponen. Con un poco de cuidado podrás recuperar este verano esas prendas que habían condenado al olvido. Intentaremos que el buen tiempo nos pille con unas piernas bien moldeadas y tonificadas. para ello hay técnicas y una alimentación adecuada que te servirán como la mejor arma para conseguir tus objetivos. Empezando por un poco de ejercicio suave, sistemático y constante que podrás mantener el resto del años. Con cambiar un poco tus hábitos diarios podrás lucirte en cuatro o cinco semanas. Para ellas piernas de vértigo y para ellos piernas musculosas y firmes, bien formadas.1.- ¿Por qué no empezamos cuidando lo que comemos? Lo primero es que tenemos que tener claro, tanto para hombres como para mujeres, que resulta imposible tener piernas bonitas sin llevar una alimentación equilibrada. En el caso de ellas, malos hábito alimenticios favorecen la aparición de celulitis y el sobrepeso. 

Lo ideal es una proporción en torno a un 50% de carbohidratos complejos, un 30% de proteínas y un 20% de grasas saludables. Si eres mujer y practicas algo de deporte unas 1800 calorías. Si no haces deporte, ponte a ello, pero hablamos de unas 1500 calorías. Y hay que limitar en lo posible las grasas saturadas – embutidos, mantequilla, fritos, bollería, carnes grasas…), azúcares y sal. elimina las grasas trans.También hay que beber mucha agua y bajar el consumo de alcohol y tabaco y procurar beber mucha agua, durante y sobre todo fuera de las comidas: al menos de 1,5 a 2 litros, pues ayuda a drenar el organismo. 

Atrás