Compartir

Una aproximación en tan solo tres minutos a la teoría de cuerdas, la única capaz de casar la mecánica cuántica con la teoría de la relatividad.

De confirmarse, tendríamos que admitir que existen universos paralelos al nuestro. Invisibles. Aquí y ahora.