Compartir

El glamour que previsiblemente siempre acompaña a todo lo que esté relacionado con Prada, en esta ocasión acabó de la peor forma posible. Diez invitados a la fiesta de la Fundación Prada en Venecia, donde se presentaba la exposición “Classic Portátil”, tuvieron que ser rescatados del Gran Canal por exceso de aforo. Y es que en intento de cruzar la plataforma que unía el vaporetto con el embarcadero, esta se vino abajo y los que cruzaban en ese momento acabaron en el agua. 

El incidente lugar pasadas las siete de la tarde del pasado miércoles. La fiesta iba a reunir a más de 700 invitados tanto del mundo del arte, como de la cultura y la moda. Pese a la desgracia, los hechos no fueron a más y un portavoz de la firma italiana confirmó que “Afortunadamente, nadie resultó herido”. Eso sí, los invitados no tuvieron ningún problema en volver a sus hoteles de lujo donde no les faltó ningún tipo de detalle, y allí recibieron las disculpas de los organizadores.

Seguro que para futuras ocasiones los que se mojaron no tienen ningún inconveniente en volver, aunque les cueste un pequeño chapuzón. Todo sea por dar la mejor imagen posible y lucir sus mejores galas.