Compartir

Hay gente que tiene auténtica fobia a las arañas. El protagonista de este vídeo estaba en esa tesitura y cuando vio una en su vivienda, no dudó ni un solo instante en acabar con ella. Cogió una escoba de su cocina y la aplastó contra el suelo, matándola al instante.

Pese a que pensó que todo había terminado, para su sorpresa el suelo de su casa se llenó de arañas pequeñas que empezaron a correr sorprendentemente por la cocina. Antes de que todo se llenara, en un arrebato de locura, consiguió acabar con ellas. ¡Menudo susto!