Compartir

Este conductor se llevaría el susto de su vida cuando vio como una rueda se incrustaba en su parabrisas mientras conducía por una autovía. En las imágenes se ve como el vehículo va circulando a una distancia más que prudente del coche de delante cuando el que le sigue más adelante pierde una rueda que sale volando.

Debido a la velocidad de ambos vehículos, la rueda reboto en el pavimento y acaba incrustada en el parabrisas, ante la imposibilidad de realizar una acción para esquivarla. La rueda acaba dentro del coche y los pasajeros se llevan un buen susto.