Compartir

Es parte de una broma de un programa de televisión. La pregunta a la que se enfrentan los desprevenidos viandantes tiene su miga. A unos les puede incomodar, mientras que otros se sentirán encantados de recibir una oferta semejante. La situación es la siguiente: Dos chicas rubias pasean acercándose a los chicos para hacerles una consulta: ¿harías un trío con nosotras? ¿Es este el sueño erótico de algunos hombres? ¿Caerán en la trampa y accederán a tener sexo con ellas? Esto es lo que sucedió después de preguntarles a varios chicos si querían tema con ellas.

Los primeros no se mostraron muy emocionados con la idea y, de manera muy educada, rechazaron a las chicas. Incluso hay un pescador que estaba más interesado en el pulpo que en las gemelas rubias que estaban a su lado. Resulta extraño… ¿Nadie quiere sexo con dos guapas gemelas? Nadie no. Siempre puede haber un cow-boy dispuesto a todo. Y así fue. El vaquero que paseaba por el parque no dudó ni un momento en darles el sí y, ya puestos, abrazar a las dos chicas.

Otro que tampoco quiso perder la ocasión fue el conductor de un deportivo que, cuando vio que las dos eran gemelas afirmó que es el sueño de todo hombre fanático. La propuesta fue una fiesta en su casa esa misma noche. 

Y tú… ¿Qué harías?