Compartir

La ecografía de este pequeño británico llamado Leo Hargreaves ha dado la vuelta al mundo por la increíble sonrisa que tiene cuando aún está dentro del vientre de su madre. El pequeño de 5 meses ha sido apodado como 'el bebé más feliz del mundo' y es que sus padres aseguran que no ha parado de sonreír.

La imagen fue captada a las 31 semanas de embarazo gracias a una máquina que realiza ecografías en 4D. “Sonríe hasta en sueños”, comenta su madre, Amy Cregg al Daily Mail. El pequeño ha conmocionado tanto que los padres aseguran que varias empresas de modelaje están tratando de contratar al pequeño por su sonrisa, aunque eso no les interesa hasta que Leo sea mayor.

Los médicos del hospital que realizaron la ecografía aseguran que la pantalla del escáner estaba inundada por la sonrisa de Leo. “Creo que podemos decir con toda seguridad que es el bebé que más sonríe que hayamos podido ver”, asegura un portavoz del centro. Esperemos que Leo nunca abandone su felicidad y sonrisa.