Compartir

En muchas ocasiones el hacer garabatos, deambular sin sentido o manipular objetos se pueden describir como “actividades de desplazamiento“. Esto suele ocurrir cuando la noticia, la llamada o la conversación es inesperada, porque nos produce ansiedad por simplemente que queremos colgar para ponernos a hacer otra cosa y no sabemos cómo cerrar la conversación.

También hay que recordar que en las conversaciones cara a cara hacemos muchos movimientos con las manos y el cuerpo, además de gestos. Según informa la 'BBC' estar privado de este elemento visual puede ser frustrante y a su vez también puede generar actividad no relacionada al momento específico.

Por otra parte, hay estudios que demuestran que el hacer garabatos puede ayudar a la concentración. Muchas personas encuentran en este tipo de distracciones canales creativos y ayuda a la hora de desarrollar ideas mientras mantienen una conversación.

Algunos de los bocetos o partituras de música más famosas de la historia se han escrito mientras se hablaba por teléfono. Como poer ejemplo cuando el cantante de Metallica, James Hetfield, compuso el tema 'Nothings Else Matters' – del disco Black Album- mientras discutía por teléfono, al ir conectando acordes tuvo que colgar la llamada al darse cuenta de la música que acababa de componer.