Compartir

Y por si no fuera suficientemente difícil la liberación, por la forma d la verja o por la postura en que quedó atrapado el animal, su mamá está rondando muy ansiosa y nerviosa -no es para menos- a nuestro héroe. Tanto, que en algún momento parece que se avalanzará sobre nuestro héroe. Tranquilos. La historia puede terminar bien….