Compartir

Los hechos ocurrieron antes de que comenzara el encuentro entre Loja y Manta de Ecuador. El árbitro que dirigiría el partido fue cazado por una televisión del país contando unos billetes a escondidas. Una vez que se publicaron las imágenes se comprobó que el fajo de dinero correspondía con el pago por el servicio de arbitraje, y no por un amaño. Tanto medios locales como el propio colegiado señalan que la Liga de Ecuador debería cambiar sus sistema de pago para evitar este tipo de confusiones. El partido acabó con un 2-0 a favor del conjunto local.