Compartir

Aunque a simple vista la diferencia puede pasar desapercibida, no hay duda: la bandera que se ha exhibido estos día en la sede del edificio de Presidencia en Mérida, es la bandera Inca. La bandera del colectivo LGTB tiene seis franjas, frente a los siete colores de la Inca…

Lo cierto es que ambas son muy parecidas porque la idea es similar: señalar la diversidad. Las propias organizaciones de activistas de la región se felicitaban por el gesto del Gobierno sin reparar en el error. 

Desde la Junta, en declaraciones al Hoy de Extremadura restaban importancia al error y destacaban que lo importante era el gesto de colgar la bandera.