Compartir

¿Se puede utilizar una naranja o un limón para hacer una auténtica obra de arte? A simple vista, probablemente esté al alcance de muy pocos el cambiar el concepto que tengamos de las frutas y las verduras y traspasar una dimensión hasta ahora desconocida. Esto es lo que lleva haciendo un tiempo Dan Cretu. Este fotógrafo rumano se ha puesto como reto el crear elementos artísticos que tengan sentido única y exclusivamente gracias a estas hortalizas. Y la verdad, que la 'cosecha'- y nunca mejor dicho- es muy buena.

¿Puede haber una cámara de fotos más original? Como se puede apreciar, la naranja es la principal protagonista de esta creación artística, en la que no falta ni un sólo detalle. La presencia de la lima- reemplazando al flash- culmina un objeto al que se le puede sacar 'mucho jugo'.

¿Y esta caja de cerillas? Con el calabacín se forma el propio recipiente y con judías verdes, decoradas para darles color, se forman los fósforos. Eso sí, que nadie intente encender nada de aquí….

Si no os ha gustado la anterior cámara de fotos, tenemos un modelo más moderno. Si no sois de naranja, podemos darle un toque verde y hacerla con un calabacín. Para decorar, Dan Cretu utiliza el tono rojo del tomate. ¿Qué os parece? ¿Mejor que la anterior?

Que tiempos aquellos en los que la tecnología nos dejaba vivir, o cuando al menos no estaba tan avanzada como ahora. Sí, cuando se utilizaban estas cintas de cassete. Bueno, esta concretamente no porque es sencillamente increíble. 

Para que luego se diga que no se puede hacer nada con la cáscara de la naranja. Una barba 'hipster' total la que tiene este hombrecillo…

Ojo al pelo y a la barba, ¿son palomitas, no? 

Esta moto de última generación esta formada por lima y pimiento rojo. No falta ni un sólo detalle… ¿Os habéis fijado en ese escape? 

A este muñeco no le falta de nada. Moderno a más no poder, con su bigote, con su perilla y con un sombrero de última generación. 

Si la oferta tecnológica no era suficiente con las cámaras de fotos, Dan Cretu también quiso dejar su sello haciendo una radio de lo más original. ¿Alguien adivina lo que sostiene a todas estas frutas y verduras?

¿Tenéis hora? Este reloj os puede ayudar, ojo al detalle del minutero y el segundero.

¿Es ésta la verdadera Torre de Pisa? A esta recreación del emblema de la ciudad italiana no le falta de nada, incluso se simula su famosa inclinación lateral…

Estos son algunos de los ejemplos que el fotógrafo realiza y en los que se produce un ida y vuelta conceptual: los elementos crean comida, y a su vez, la comida crea a los elementos.