Compartir

Cerca de las 14 horas de ayer viernes, una perra se encontraba atrapada en la cornisa del tercer piso de un edificio del barrio de las Fuentes.
Según su propietaria, -que en esos momentos se encontraba en Puerto Venecia-, el animal pudo salir a cazar moscas por el hueco de la ventana, pero posteriormente la falta de espacio en la cornisa le impidió volver a entrar.

Mientras esperaban a los Bomberos, la Policía Local y algunos vecinos que pasaban por la zona decidieron extender una manta por si el animal saltaba o se caía al vacío.

Finalmente han llegado los Bomberos y extendiendo una escalera de 30 metros han alcanzado la ventana rescatando a la perra entre los aplausos de los vecinos.