Compartir

En el Pirineo, el cielo estará nuboso con precipitaciones débiles, en la Ibérica, habrá intervalos de nubes bajas sin descartar alguna precipitación débil y aislada y el resto permanecerá poco nuboso.
La cota de nieve bajará de 1.800 a 1.500 metros.

Las temperaturas mínimas experimentarán un ascenso, localmente notable en el tercio norte y las máximas descenderán en el valle del Ebro y permanecerán sin cambios en el resto.

Por capitales de provincia las temperaturas oscilarán entre los 8 grados de mínima y 18 de máxima de Huesca, los 4 y 18 grados de Teruel y los 9 y 19 de Zaragoza.