Quantcast

Hallan restos de las edades del Hierro y del Bronce en un yacimiento arqueológico en Brazatortas

Un equipo de investigadores integrado por Víctor López Menchero, Alfonso Monsalve y David Oliver ha localizado los restos de un nuevo yacimiento arqueológico en el término municipal de Brazatortas (Ciudad Real). Las excavaciones están sacando a la luz piezas y restos de la Edad del Hierro, aunque los investigadores estiman que en otro punto se hallan restos de la Edad del Bronce. De momento se han localizado huesos, grandes lienzos de muros y una posible torre que actuaría como bastión defensivo.

El proyecto de investigación, financiado íntegramente por el Ayuntamiento de Brazatortas, lleva por título ‘Pastores trashumantes, minería y sociedad en el Valle de Alcudia durante la Prehistoria reciente’, y se desarrolla en la zona del Cerro de la Cruz de Mayo, junto al Museo de Atardeceres.

Según ha informado el Consistorio, los trabajos han permitido “focalizar” dos zonas temporalmente distintas en una especie de “acrópolis”. En la superior se han encontrado una serie de estructuras de la Edad del Hierro, alrededor del siglo VII antes de Cristo, y en la ladera sur existen niveles del Bronce, todavía sin una cronología precisa.

Los investigadores manejan como hipótesis de partida que quienes vivieron hace miles de años en este lugar “lo hacían interesados por los pastos, pero también por los metales”, tesis que respaldan hallazgos de ciertos materiales “que son foráneos aquí, que no se encuentran y que tuvieron que ser traídos a través del intercambio”.

Los trabajos han permitido localizar grandes lienzos de muros y una posible torre que actuaría como bastión defensivo. También se ha encontrado material cerámico y metales como el plomo, el bronce y el hierro, así como un depósito con restos animales.

Todas las piezas que han sido extraídas, de tamaños y pesos muy diversos aunque proliferan las más pequeñas y ligeras, se están trasladando a unas salas de titularidad municipal, cedidas por el Ayuntamiento de Brazatortas, para el trabajo de laboratorio y catalogación que el equipo de especialistas prevé que se pueda prolongar hasta la Navidad.

El alcalde de Brazatortas, Pablo Toledano, ha subrayado la pretensión municipal de recuperar este tipo de enclaves a nivel científico, pero también cultural y turístico.

“La arqueología y el patrimonio arqueológico se tienen que poner también al servicio de la economía local, como otro medio más en la lucha contra el despoblamiento”, ha señalado Toledano, que confía en que parte de los hallazgos en la ‘Cruz de Mayo’ puedan formar parte del Centro de Interpretación del Valle de Alcudia que también ha construido el Ayuntamiento de Brazatortas.

Comentarios de Facebook