Compartir

Redacción | Valencia. El juez de instrucción que investiga el presunto blanqueo de capitales en el PP del Ayuntamiento de Valencia ha decidido intervenir la cuenta donde los concejales y asesores populares ingresaron los 1.000 euros para la campaña electoral de 2015, que posteriormente les fue devuelto en billetes de 500 euros procedentes de comisiones ilegales. Al mismo tiempo, el instructor ha rechazado la petición del fiscal para bloquear la cuenta de la lotería. La cuenta bloqueada no es la oficial del grupo parlamentario popular del Ayuntamiento de Valencia.
La investigación por blanqueo de capitales en el Ayuntamiento de Valencia llevada a cabo por el Juzgado de Instrucción número 18 no tiene relación con el caso Imelsa, donde se estudia el amaño de contratos públicos para percibir comisiones ilegales entre la Diputación, la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento y Ciegsa.