Compartir

El alcalde de València, Joan Ribó, el alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, y el teniente de alcalde de El Prat de Llobregat, Sergi Alegre, han firmado hoy electrónicamente el acta fundacional de la Red de Ciudades por la Agroecología, una iniciativa urbana dirigida a dar impulso a la alimentación sostenible, la sostenibilidad ambiental y la gestión justa y saludable de los recursos naturales.

Otras 20 ciudades también se adherirán previsiblemente a la Red, que tendrá por tanto una representatividad de más de 9.000.000 de habitantes. Entre dichas ciudades, están Madrid, Barcelona, Murcia, Palma, Lleida, Valladolid, Córdoba, Oviedo y Las Palmas de Gran Canaria, junto a municipios. La firma del acta fundacional se produce justo un año después de la primera reunión entre ciudades, que tuvo lugar en Zaragoza. Con la rúbrica por parte de las tres ciudades fundadoras se inicia la formalización de la entidad colaborativa.

Tal como ha explicado el alcalde de València, Joan Ribó, «la agroecología es la agricultura que quiere ser respetuosa con el medio ambiente y sostenible, y que había estado muy abandonada en aras de una agricultura industrial y del abandono de todos los espacios periurbanos cercanos a la ciudad». «Por eso -ha añadido- estamos ya trabajando, tanto en el ámbito propio como con varias ciudades españolas, como en este caso Zaragoza y otras, en la creación de esta red de agroecología que potencie la preocupación por una alimentación sostenible pensada desde los agricultores y agricultoras, desde un consumo y unos mercados de proximidad, y desde la educación de toda la ciudadanía, de niños a mayores, que ha de ocuparse de comer más natural».

La Red de Ciudades por la Agroecología se perfila como un espacio de encuentro entre el personal técnico y los responsables municipales, junto a las entidades sociales y personas productoras de las ciudades interconectadas, todas ellas comprometidas con el derecho a la alimentación y la recuperación de un modelo agroalimentario justo, sostenible y saludable. La Red aspira a ser un espacio de referencia para la promoción de políticas innovadoras para la sostenibilidad local, y se prevé que funcione como plataforma y altavoz de las necesidades y éxitos de las ciudades.

Además de su papel de ciudad impulsora, «València participa en la red desde dos ámbitos: en primer lugar, con el programa de agricultura sostenible que ya se está desarrollando en la ciudad. Y, por otra parte, con el proyecto de ámbito mundial que València lleva a cabo junto a la FAO, el Centro Mundial de Alimentación Sostenible, que se va a desarrollar este año», ha afirmado Ribó.