Compartir

La rueda de prensa tuvo como tema principal la estancia de Peter Lim en Valencia y la planificación de la temporada 2018/2019. Pero no dejó casi ningún detalle ya que afirmó que “no estaba reunido con él”. Además, posteriormente añadió que no estaba preocupado ni atento a esto. “Cuando personas tienen buena relación y
confianza a nivel profesional, esto es sencillo. No estais acostumbrados
a lo normal, esto es como una casa. Mientras hay confianza hay
felicidad, no hay problemas. ¿Tengo que ponerme nervioso por cada cosa
que pasa? No hombre no.”

Otra patata caliente fue la posible compra de Gonçalo Guedes al que ha calificado como “un jugador muy bueno para el Valencia, por cómo juega y cómo trabaja.”

Respecto al partido del fin de semana contra RC Celta de Vigo a valorado la posibilidad de que juegue o Maksimovic o Carlos Soler dependiendo de “como están los jugadores que jugaron el pasado miércoles y valoraremos cual es la mejor opción”. Además recalcó el discurso que ha mantenido durante toda la temporada: “Nuestra obligación siempre es ofrecer el máximo y vivir el próximo
partido como si fuera una final. Sabemos que jugar el partido a nuestro
mejor nivel.”

También ha habido momento para comentar la derrota en Mestalla y la roja de Dani Parejo afirmando que “hubo una acción más merecedora de roja que esa”. Admitió que fue consciente de que jugaron un mal partido y que aunque respeta la opinión del público fue “como si me pegaran una
puñalada en el corazón es reflejar la culpabilidad en dos jugadores.
Todos somos responsables. Concedimos ocasiones al rival y no
aprovechamos nuestras ocasiones, esa es mi lectura del partido.”

“Llegar aquí nos ha requerido un magnifico esfuerzo, trabajo y dedicación. Estos jugadores nos han sostenido durante toda la competición. El hecho de ganar en Sevilla nos puso en una posición muy ventajosa, porque creíamos que ya nos habíamos clasificado en Champions y pudimos bajar el nivel.” dijo para concluir. A lo que añadió que “si fuera tan pobre de mente, no merecería ser entrenador del Valencia.
No tendría que estar.”
ya que “si sacándole 10 puntos al siguiente rival,
más golaveraje, no debería ser entrenador de primera división.”