Compartir

El Cabildo de Tenerife, a través del área de Medio Ambiente, ha aprobado de manera definitiva el Reglamento Orgánico del Consejo General y los órganos complementarios de la Reserva de la Biosfera del Macizo de Anaga después de que el expediente fuese sometido a exposición pública y no recibiera ningún tipo de alegación. De esta manera, se designan unos órganos para colaborar en la gestión y administración de dicha Reserva, incluyendo representantes de todos los sectores, comunidades y entidades públicas implicadas, tal y como se recoge en la Ley estatal de Patrimonio Natural y de la Biodiversidad. El vicepresidente y consejero de Medio Ambiente, José Antonio Valbuena, explica que el objetivo fijado es definir y desarrollar una estrategia de futuro para fomentar la conservación de este territorio y preservar sus niveles de calidad ambiental.

El siguiente paso previsto será la designación de los componentes del Consejo General de la Reserva de la Biosfera del Macizo de Anaga, incluyendo representantes del Gobierno de Canarias; el Cabildo de Tenerife; los ayuntamientos de Santa Cruz de Tenerife, La Laguna y Tegueste, el Comité Científico y el Comité de Participación. Este último órgano será el encargado de expresar y canalizar los intereses y demandas de la ciudadanía y tendrá total independencia de la Administración. Inicialmente estará formado por representantes de asociaciones vecinales, la Unión Profesional de Canarias, las asociaciones de agricultores, las cofradías de pescadores del ámbito de la Reserva, miembros del empresariado no agrícola de la zona y entidades dedicadas a la conservación de la naturaleza.