Compartir

La concejalía de Deportes del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha culminado la reparación de las velas que preservan a los usuarios del módulo de calistenia instalado en el parque de La Granja de la luz solar y otros elementos meteorológicos que dificultan la práctica de esta actividad deportiva.

La concejala de Deportes, Verónica Meseguer, explica que durante el pasado fin de semana “las fuertes rachas de viento registradas en la capital provocaron la rotura de uno de los anclajes del entramado que aguanta las velas, por lo que contactamos de inmediato con la empresa encargada de su mantenimiento para que procediese a su reparación en el menor margen de tiempo posible”.

La edil indica que esta instalación “es una de las que registra una mayor afluencia de usuarios de las que se encuentran al aire libre en Santa Cruz, por lo que hemos intentado que estuviese reparada de manera rápida para que todos los que lo deseen puedan seguir acudiendo allí a practicar calistenia”.
De igual manera, Meseguer quiso agradecer la implicación de los propios deportistas “que no solo avisaron de lo sucedido, sino que también recogieron el material que se había soltado del enganche para preservarlo de que el viento hiciese un destrozo aún mayor”.