Compartir

La consejera de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud visitó las diferentes direcciones generales de su departamento para “conocer en persona al equipo humano que trabaja día a día con la ciudadanía”

​“Nuestro principal reto es procurar unas condiciones de vida dignas para nuestra población”. Así de contundente se mostró la consejera de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud, Noemí Santana, en el transcurso del recorrido que efectuó hoy a las instalaciones del Edificio de Usos Múltiples II en Las Palmas de Gran Canaria, para conocer al personal técnico de cada una de las direcciones generales que conforman la nueva Consejería.

“En los últimos años, Canarias ha vivido una situación de crisis muy difícil; de hecho, son casi 80.000 las familias que viven sin ningún tipo de ingresos y nuestro trabajo es mejorar las condiciones sociales y económicas de estas personas”, aseguró Santana quien hizo referencia a la renta ciudadana como un objetivo prioritario “no solo de esta Consejería sino del resto del Gobierno”.

“Tenemos muchos retos por delante como es la búsqueda de herramientas para que dejar de ser la comunidad con mayor número de víctimas por violencia machista o la creación de medidas que impidan que nuestros jóvenes tengan que salir de las Islas para acceder a un empleo; y para ello es necesario invertir en recursos económicos y humanos”, manifestó la nueva consejera.


La nueva responsable de Derechos Sociales, quien compartió impresiones con el personal técnico y administrativo de las direcciones generales de Juventud, de Protección a la Infancia y la Familia, de Derechos Sociales, de Dependencia y Discapacidad y del Instituto Canario de Igualdad, se mostró muy ilusionada con la responsabilidad que asume al frente de la Consejería y manifestó su absolutadisposición a generar dinámicas de trabajo fluidas con su equipo técnico.