Compartir

Desde el Ayuntamiento se han realizado tareas de limpieza de las vías y restitución  del agua de abasto

 

El municipio de Santa María de Guía también se ha visto afectado por el incendio que asola Gran Canaria en los últimos días, siendo la parte alta de las medianías del municipio, las más afectadas, concretamente los pagos o barrios de Lomo del Pino, Barranco del Pinar, Marente y Lomo de las Quemadas, razón por la que los vecinos de la zona fueron evacuados y desalojados de sus viviendas ante el eminente peligro que corrían sus vidas por la voracidad del incendio.

Desde el Ayuntamiento de Guía desde el primer momento del incendio, por medio del alcalde Pedro Rodríguez, se han seguido las instrucciones dadas por la autoridades competentes, por lo que se procedió el pasado domingo a la evacuación de los vecinos de la zona alta del municipio, procediendo a la concentración de los vecinos en la Plaza de Montaña Alta donde se les explicó in situ las instrucciones a seguir.

Los afectados han sido cerca de 100 personas, que fueron realojados en la Residencia Escolar de Guía y otros optaron por alojarse en casas de familiares.

Por parte del Ayuntamiento de Guía se ha puesto a disposición de la extinción del incendio todos los medios humanos y técnicos con los que el municipio cuenta.

Con la estabilización del incendio en la zona de Guía el Ayuntamiento ha realizado intensas tareas de limpieza de las vías de la zona, así como de la reposición de más de 500 metros de tuberías y contadores que se perdieron por el voraz incendio, con el objetivo de restablecer el abasto de aguas. Así mismo, por parte de Endesa se procedió a la reparación del tendido eléctrico que también se vio afectado.