Compartir

La Feria de Artesanía de Canarias estará abierta hasta el 9 de diciembre junto al Edificio Miller y el Museo Elder

 

Ciento cuarenta artesanos de todas las Islas confluyen en Gran Canaria para exponer sus creaciones en la Feria de Artesanía de Canarias, una muestra que exhibe hasta el 9 de diciembre artículos hechos a mano en los oficios más tradicionales como la alfarería, la cuchillería y el bordado, y en los más innovadores, como el calado adaptado a la joyería, decoración en telas y hasta cosmética realizada con productos de apicultura ecológica.

El Cabildo de Gran Canaria ha sido este año el responsable de organizar esta exposición que estará abierta durante cinco días en la trasera del Edificio Miller y el Museo Elder para promocionar los productos artesanos entre la ciudadanía. La muestra está financiada por el Gobierno de Canarias con 230.000 euros y fue inaugurada este miércoles por el presidente insular, Antonio Morales, y el consejero regional de Economía, Industria y Comercio, Pedro Ortega, que recorrieron los expositores acompañados también por la consejera insular de Artesanía, Minerva Alonso.


Morales destacó que en esta Feria está representado lo mejor de la artesanía de Canarias y es una excelente oportunidad para valorar el trabajo que realizan en el conjunto de las Islas, no solo el tradicional sino también el moderno gracias a los nuevos materiales que han incorporado los jóvenes artesanos.

Por su parte, Ortega hizo también referencia a la incorporación de las nuevas tendencias, aunque especificó que tres de cada cuatro artesanos de Canarias son mayores de 45 años, motivo por el que el Ejecutivo regional ha puesto en marcha talleres para que los jóvenes diseñadores y artesanos se unan para crear nuevos productos. Una iniciativa que ya fue impartida en octubre en la Escuela de Arte y Superior de Diseño de Gran Canaria y que continuará por las diferentes Escuelas de Arte del Archipiélago.

Propuestas de más de 20 oficios

Este evento regional, que se celebra de forma alternativa entre Tenerife y Gran Canaria, permitirá conocer el trabajo de 61 artesanos de Gran Canaria, 32 de Tenerife, 19 de La Palma, 10 de Lanzarote y 6 de Fuerteventura, El Hierro y La Gomera, que harán un despliegue de más de 20 oficios. A ellos se suma un expositor de cada uno de los Cabildos y otro del Gobierno de Canarias para mostrar lo más representativo de las Islas.

Los visitantes podrán descubrir las creaciones de 10 a 21 horas, para conocer, por ejemplo, los artículos que confecciona Cristina Valdez con materiales reciclados como el CD, con el que realiza lámparas, bisutería y hasta bolsos, además de reaprovechar cañerías de agua para hacer colgantes. También encontrarán cosmética ecológica de La Gomera, desde cremas, hasta dentífricos, pasando por desodorantes, además de objetos con la técnica de calado adaptada a la joyería que impulsa Carmen Díaz para reinventar este oficio y evitar que se pierda.

Entre los expositores hay artesanos de carpintería y de moldeado de maderas, incluidos bolígrafos con piña de millo, además de bordado, cestería, instrumentos musicales, vidriería, juguetería, jabonería, textil, fieltro. También destacan los coloridos bolsos y zapatos artesanales y exclusivos del oficio de marroquinería, la muñequería y la cerámica aplicada a la joyería, además de la herrería y forja, la almazuela y el ganchillo.

Reconocimiento a siete artesanos

En el marco de este evento, el próximo viernes recibirán un reconocimiento siete artesanos de oficios tradicionales para agradecer la inmensa aportación que han hecho a la artesanía de Canarias durante décadas. Serán distinguidas la tejedora y encajera Rosario Álvarez de La Palma, el cestero de palma y pírgano de Eulogio Concepción de Lanzarote, el cestero de caña Eligio Barrera de El Hierro, el cestero de palma José Hernández de Fuerteventura y la de Tenerife, Amalia Negrón, además de la tejedora Nilia Bañares de Gran Canaria.