Compartir

Los jugadores de Xavi Pasqual afrontan la liga catalana ante
Andorra y, presumiblemente, Joventut de Badalona la posibilidad de acceder al primer
título oficial.

El remozado Barcelona tiene la baja del jamaicano Samardo
Samuels a quien todavía le queda un mes para recuperarse de la fractura que ha
tenido en un dedo de la mano en los primeros amistosos.

El jugador franquicia de las últimas temporadas Juan Carlos
Navarro no está al nivel óptimo después de los problemas musculares que le
apartaron del equipo en los momentos decisivos de la final de la liga ACB.

El conjunto barcelonista ha fichado a siete jugadores y ha
concedido otras tantas bajas. El fiasco de la temporada pasada hizo que el
secretario técnico Joan Creus decidiera cambiar la plantilla y, sobretodo,
endurecer el juego interior.

De los jugadores técnicos se ha pasado a un perfil más físico,
más intimidador en el juego interior.

Samuels, Lawal y Vezenkov acompañarán en la pintura a Tomic
y a Doellman, los únicos que tienen continuidad en la posición de pívots.

El internacional griego Perperoglou  y el catalán Pau Ribas, desde el perímetro, reforzarán
el tiro exterior.

El base portoriqueño Carlos Arrollo será este año el
encargado de dirigir desde la pista al cinco azulgrana.

A la liga catalana le seguirá la supercopa de España y el
inicio de la liga española y de la euroliga.