Inicio Tu Ciudad

Posada contesta a la oposición que tramitó la reforma del TC con aval de los letrados y porque el PP pidió urgencia

Compartir

Recuerda a los grupos que pueden pedir que la Mesa del Congreso revise la decisión la próxima semana

MADRID, 2 (EUROPA PRESS)

El presidente del Congreso, Jesús Posada, ha contestado a la oposición que decidió dar trámite a la reforma exprés del Tribunal Constitucional (TC) planteada por el PP porque el propio Grupo Popular había reclamado urgencia y los servicios jurídicos de la Cámara avalaron su calificación.

Esa proposición de ley del PP, registrada al mediodía del martes, fue calificada de inmediato por el presidente del Congreso sin esperar a la reunión que la Mesa tiene prevista el martes de la próxima semana.

El PSOE, junto con Izquierda Plural (IU-ICV-CHA), Convergència (CDC) y Unió (UDC), el PNV, UPyD y varios partidos del Grupo Mixto (CC-NC, BNG y Compromís), han presentado este miércoles un escrito conjunto pidiendo a Posada que reconsidere la admisión a trámite de la reforma del PP al considerar que se había excedido en sus competencias.

TENÍA QUE ESTAR LISTA EL DÍA 8

En su respuesta, recogida por Europa Press, Posada explica que se aceptó la tramitación de la reforma porque el PP había pedido que fuera tratada por el procedimiento de urgencia y que se incluyera en la Junta de Portavoces del próximo martes con el fin de poder debatirla en la siguiente sesión plenaria, la misma donde se debatirán los Presupuestos Generales del Estado y que comienza el día 14.

Posada consultó con los servicios jurídicos del Congreso, que avalaron la calificación de la iniciativa sin esperar a la Mesa ya que el presidente tiene competencia para hacerlo en aquellos «escritos de carácter urgente que puedan presentarse o cuya calificación no proceda demorar hasta una próxima reunión de la Mesa».

En su escrito, reconoce que, si no hubiera calificado la iniciativa del PP y hubiese esperado a la reunión ordinaria de la Mesa del Congreso, la reforma no podría haberse incluido en el orden del día de la Junta de Portavoces del próximo martes y, por tanto, tampoco habría entrado en el Pleno de la siguiente semana.

PRISAS POR UN CALENDARIO AJUSTADO

Y es que el PP, dado el escaso mes y medio que queda de legislatura, tiene prisa y maneja un calendario muy ajustado que, de alterarse, pondría en riesgo la tramitación parlamentaria completa de la reforma del TC.

El plan de los 'populares' pasa por celebrar el primer debate (toma en consideración) en la semana del 15, aprobar la iniciativa en el Congreso en el Pleno posterior a las elecciones catalanas (29) y rematar en el Senado en su sesión plenaria de octubre. Un paso en falso y todo podría saltar por los aires.

En todo caso, Posada recuerda a la oposición que su decisión de calificar la reforma exprés puede ser recurrida ante la Mesa del Congreso, que podría debatir el tema en su reunión del próximo martes.