Compartir

MADRID, 30 (EUROPA PRESS)

La secretaria general del PSOE-M, Sara Hernández, ha avanzado su intención de presentar su candidatura al próximo Congreso Regional ordinario del partido para poder desarrollar su proyecto, “que no es para cuatro días”.

“Indudablemente me presentaré porque así lo deseo para desarrollar el proyecto ambicioso y colectivo de compañeros que así lo desean”, ha manifestado en un entrevista con Europa Press, donde ha afirmado que no teme que su cargo, en el que lleva apenas un mes, tenga carácter interino.

“No tengo ningún temor de eso, estoy totalmente convencida y segura del paso que he dado y, por supuesto, del paso que voy a dar”, ha aseverado Hernández, quien ha destacado que concurrió a las primarias de cara al reciente congreso extraordinario apoyándose en un proyecto “ambicioso, que no es para cuatro días”.

“No me he presentado para cuatro días sino para poder desarrollar a largo recorrido este proyecto, que mejore la situación interna del partido, que haga de este partido un partido unido, cohesionado y fuerte que sea ganador”, ha manifestado, al tiempo que ha apostado por un partido que sea “instrumento de cambio social al servicio de los madrileños”.

Sobre la fecha del congreso ordinario, ha dicho que se convocará después de que se celebre el Congreso Federal, respecto al cual ha avanzado que le gustaría someter a consulta entre la militancia la posición del PSOE-M.

“Ahora vamos a abrir un proceso de debate colectivo de toda la militancia para que decidamos entre todos y todas qué postura va a llevar Madrid al próximo Congreso Federal”, ha anunciado.

Dentro de este proceso de debate se valorará la posible eliminación de los avales, “un tema que ha sido candente y sigue siendo candente”, a raíz de los últimos procesos de primarias.

“Hay algunos que optan por la eliminación de los avales y otros, entre los que me incluyo yo, pero es simplemente una opinión entre 15.000, por establecer un sistema mínimo de apoyos de un proyecto político, para que ese proyecto sea político y colectivo, no sea un proyecto personal de un compañero o compañera individual”, ha explicado.

De hecho, ha adelantado que están “analizando la viabilidad de una conferencia política regional que analice las diferentes propuestas y medidas para profundizar en la democracia interna del partido, como la eliminación o no de los avales, el proceso de elaboración de listas…”, tal y como reclama la nueva plataforma 'Las Bases Decidimos', “un grupo de compañeros que se están reuniendo para trabajar en esa misma línea”.

“Me parece que es lo mejor que le puede pasar al partido, que haya debate, reflexión, que todos tenemos una opinión o propuesta que dar, vamos a analizar todo”, ha agregado respecto a este movimiento más crítico.

“INTEGRACIÓN HA HABIDO”

Precisamente la eliminación de los avales fue una de las condiciones “inasumibles” que puso el diputado regional, Juan Segovia, su adversario en las primarias, para integrarse en la nueva Comisión Ejecutiva, según ha señalado la secretaria general.

A este respecto, Hernández ha explicado que los avales se establecen a nivel federal, por lo que “Madrid no podía romper esa uniformidad”. No obstante, ha recalcado que “integración ha habido” porque en los órganos elegido en el pasado congreso hay compañeros que ni le dieron su aval ni votaron por ella, ha asegurado.

Y en cuanto a Segovia, ha señalado que ha tenido la oportunidad de hablar en “diferentes ocasiones” con él después del congreso y su relación “personal y política” con él “es muy fluida y confluiremos en muchas ocasiones de cara al futuro”.

Por otro lado, ha asegurado que todas las agrupaciones del partido estarán representadas en el Comité Regional, el máximo órgano del partido entre congresos, cuyo reglamento no será aprobado sin haber “escuchado a la militancia”.

La también alcaldesa de Getafe ha afirmado que lleva “muy bien” el compatibilizar el cargo orgánico (sin retribución) con el cargo institucional, lo que ha asegurado es “tradición” en el partido.

Además, ha destacado que desde las alcaldías, como desde los gobiernos regionales, se pueden ejecutar las medidas que defienden los socialistas y “los vecinos, en general la ciudadanía, pueden ver las bondades” de sus propuestas, “que son perfectamente viables y factibles” y que les “benefician”.