Compartir

Asegura que la respuesta del Gobierno sería “proporcional”

BARCELONA, 14 (EUROPA PRESS)

El candidato del PP a la Presidencia de la Generalitat, Xavier García Albiol, ha vaticinado que no será necesario que el Gobierno central aplique el artículo 155 de la Constitución, que permite la suspensión de la autonomía: “No se llegará a esta situación”.

En una entrevista de Europa Press, ha remarcado que ese artículo se planteó “como un hecho absolutamente excepcional”, y está convencido de que no será necesario recurrir a él tras las elecciones del 27 de septiembre.

“Estoy absolutamente convencido de que no se producirá”, insiste Albiol, que argumenta que no será necesario el artículo porque el proceso soberanista se frenará desde el Parlament –con una derrota del 'sí'–, desde el Gobierno central y por problemas internos entre los soberanistas.

“La magnitud del disparate les acabaría gestionado problemas a ellos mismos”, augura, aunque remarca que no prevé que los partidos independentistas logren la mayoría absoluta el 27S y asegura que cada día que pasa se alejan un poco más de ese objetivo.

Albiol prevé un “cierto equilibrio” entre independentistas y partidos que quieren, de una forma u otra, que Catalunya siga formando parte de España, y opina que eso sería un fracaso para el presidente de la Generalitat, Artur Mas, y el líder de ERC, Oriol Junqueras.

MAS Y JUNQUERAS, A SU CASA

“Si, con el follón que han organizado Mas y Junqueras, se confirma que el día 27, después de haber hecho una coalición y poner artistas y futbolistas, no logran su objetivo, lo mejor que pueden hacer por Catalunya y los catalanes es irse a su casa”, ha zanjado.

Aun así, en caso de que el independentismo se imponga en las elecciones e inicie la hoja de ruta pactada entre CDC, ERC y las entidades soberanistas, Albiol afirma que la respuesta del Gobierno central “será proporcional”.

Ha descartado que esa respuesta pueda pasar en algún momento por “cortar el grifo” económico a la Generalitat, ya que eso perjudicaría a los catalanes y a sectores como el farmacéutico o los proveedores de la administración.

“Es un escenario que no contemplo. La mejor forma de acabar con esta situación de locura en que está la política catalana es ganar en las urnas para callarles de una vez por todas”, ha manifestado, y ha advertido de que los independentistas se equivocan si creen que sólo votarán los que fueron al proceso participativo del 9 de noviembre.

Ha explicado que lo único que pide el Gobierno central es lealtad al futuro Govern “y que no esté dando patadas bajo la mesa de negociación sistemáticamente”, y ha confiado en que él pueda formar parte del futuro Ejecutivo catalán.