Compartir

BILBAO, 5 (EUROPA PRESS)

El coordinador general de CDC, Josep Rull, ha afirmado que el Estado español “ha entendido la magnitud” de las elecciones del 27 de septiembre en Cataluña y que ese día “no se elige un gobierno ni un presidente autonómico”, sino que “se decide sobre la independencia”. Además, le ha pedido que, “en vez de utilizar el miedo y las amenazas”, explique a los catalanes “por qué es interesante para ellos quedarse en España”.

En una entrevista concedida a Onda Vasca, recogida por Europa Press, Rull ha destacado que “se puede esperar todo” por parte del Estado, pero ha afirmado que ellos están haciendo “las cosas bien hechas”. En este sentido, ha manifestado que el decreto de convocatoria de elecciones para el 27 de septiembre es “formalmente impecable”.

“Vamos a ver. Lo que quedó claro ante la comparecencia del presidente Rajoy es que el Estado español ha entendido, finalmente, cuál es la magnitud del 27 de septiembre y que no se va escoger gobierno ni un presidente autonómico, sino que se va a decidir sobre la independencia de Catalunya”, ha añadido.

Según ha explicado, el presidente del Gobierno del PP, hasta ahora, “ha ignorado radicalmente lo que está ocurriendo en Catalunya desde hace tiempo” y ha “participado activamente del incremento del independentismo”. “La gran fábrica del independentismo se llama Gobierno del PP y presidente Rajoy”, ha añadido.

No obstante, ha apuntado que, en estos momentos, “han entendido que el reto del 27-S es un reto histórico y de una magnitud extraordinaria”. “Lo lógico sería que, en vez de utilizar el miedo y las amenazas, que usen los argumentos y expliquen a los catalanes por qué es interesante para ellos quedarse en el Estado español”, ha apuntado.

A su juicio, “eso es lo que hacen los países civilizados, eso es lo que hizo Escocia con argumentos del si y del no”. “Por lo tanto, invitamos al PP, al PSOE, a aquellos que consideran interesante que Cataluña permaneciera dentro del Estado español, que utilizasen argumentos sólidos y entrasen en el debate serio y democrático que corresponde”, ha señalado.

En cuanto a las declaraciones de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sénz de Santamaría, en las que reclamó a Artur Mas 'neutralidad', ha considerado que es “surrealista”. “Es de un exotismo máximo. ¡Cómo quieren plantear eso cuando el presidente Mas era el candidato a estas elecciones!. El presidente Rajoy, si vuelva a presentarse como candidato a La Moncloa, evidentemente, durante la campaña electoral no va ser neutral”, ha manifestado.

LA MAYORÍA ABSOLUTA DE ESCAÑOS

Josep Rull ha recordado que “lo lógico” habría sido hacer un referéndum porque hay margen dentro de la Constitución, aunque fuera de naturaleza consultiva. “No han querido. En un referéndum se cuentan votos, en unas elecciones se votan escaños. Nosotros nos hemos visto obligados a utilizar este mecanismo. Por lo tanto, consideramos que, con la mayoría absoluta de escaños, hay legitimidad suficiente para iniciar el proceso”, ha subrayado.

Tras los comicios, se constituirá el próximo Parlamento y, según ha asegurado Rull, “la primera cosa que hace es escoger al Gobierno y hacer una declaración inicial, formal y solemne de inicio del proceso hacia la independencia”.

“Esta declaración es una llamada al diálogo al Estado español, a la UE y a la Comunidad Internacional. La idea es poder concretar este mandato democrático en términos operativos. Y eso es lo primero que se va a hacer, hacer esta llamada, sentarse a hablar, analizar qué ha ocurrido en Cataluña, qué ha querido la gente de este país y cuál es el sentido de la mayoría expresada en las urnas. Estoy hablando en la hipótesis de ganar”, ha apuntado.

En este sentido, se ha mostrado convencido de que, si la mayoría por la independencia “es amplia, es importante, la UE no dará la espalda a la democracia”.

En su opinión, “es fundamental” que, antes de una declaración unilateral de independencia, se abran cauces de diálogo. “Nosotros entendemos que lo que estamos haciendo es muy serio, muy delicado, muy complicado, y queremos hacerlo en términos muy sólidos, con mucha seguridad jurídica. Ver qué dice el derecho internacional público, qué antecedentes hay y cómo se tienen que plantear las cosas. Y hay una instrumento fundamental para nosotros, que es el diálogo”, ha afirmado.

En caso de que se procediera por la vía unilateral para crear un nuevo estado, el coordinador general de CDC ha recordado que “aquí hay una Ley de Transitoriedad Jurídica, que se tiene que aprobar previa a la desconexión y permite que el nuevo estado tenga un nuevo marco jurídico-político absolutamente completo”.

En este sentido, ha dicho que “algunas serán normas propias elaboradas desde Catalunya” y otras “se asumirán transitoriamente del Estado español” porque no tienen un sistema penal ni un derecho mercantil propio o derecho laboral o procesal.

“Todos estos elementos los vamos a incorporar al derecho interno catalán para que, en el momento en el que se produzca la desconexión, haya un marco claro de cuáles son las normas aplicables y haya este espacio de seguridad jurídica al máximo”, ha apuntado, para subrayar que “éste es el momento más relevante del proceso”.

ECONOMÍA

Josep Rull ha asegurado que, desde el punto de vista económico, una Cataluña independiente es “absolutamente viable”. “El déficit fiscal de Catalunya en relación con el Estado español es uno de los factores extraordinariamente importante, entre un 8 y un 9% del Producto Interior Bruto (PIB). Crear estas nuevas estructuras de estado para Catalunya, los nuevos instrumentos del estado independiente lo hemos valorado en torno a un 4% del PIB de Catalunya. Por tanto, de ahí la viabilidad”, ha señalado.

No obstante, ha apuntado que “que hay una diferencia cósmica entre Catalunya y Euskadi, que tiene un sistema tributario ya consolidado”, de forma que los vascos pueden recaudar directamente los impuestos.

“Nosotros no, y una de las tareas importantes en esta transición es consolidar la Agencia Tributaria Catalana y la Hacienda propia. Los recursos están, porque Catalunya los genera. El tema es cómo se pueden gestionar directamente desde Catalunya y éste es uno de los retos más importantes que tenemos por delante”, ha manifestado.

Rull no ve “dificultad” en que las elecciones catalanas se celebren poco antes de las generales porque el próximo Gobierno español “tiene que tener claro cuál es la voluntad del pueblo de Cataluña”. “Y, por tanto, haber hecho los deberes antes y haber expresado claramente cuál es la voluntad de este pueblo, puede facilitar las cosas a los próximos gobiernos que pueda aparecer en Madrid”, ha subrayado.

Tras apuntar que ya conocen que la actitud del PP es la de “la negación absoluta” de su “condición de nación y existencia como pueblo”, ha denunciado que “esta obsesión recentralizadora es de una miopía política de dimensiones estratosféricas”. “Vamos a ver al PSOE, a Podemos y a estas expresiones que aparecen, pero no estamos excesivamente optimistas”, ha destacado.

PGE

Sobre el 10% de la inversión del Estado en Cataluña que se prevé a través de los Presupuestos Generales del Estado, Josep Rull ha considerado que es “claramente insuficiente”. “En Catalunya representamos el 16% de la población de España, generamos el 19,5% del Producto Interior Bruto, de la riqueza, y estos Presupuestos solo van a contemplar una inversión en Catalunya del 10% del conjunto de la inversión”, ha indicado.

Por ello, ha reiterado que “es insuficiente” y se está “en unas magnitudes que no son aceptables”. “Se invierte mucho en infraestructuras en el conjunto del Estado que no son sostenibles, y no se invierte en el Corredor del Mediterráneo que es fundamental”, ha concluido.