Compartir

SEVILLA, 2 (EUROPA PRESS)

El coordinador general de IULV-CA, Antonio Maíllo, ha urgido a la Junta de Andalucía a poner ya sobre la mesa las leyes anunciadas para la presente legislatura porque “no podemos tener una legislatura que ralentice el debate legislativo” cuando hay que tener en cuenta que los trámites legislativos “son muy lentos”.

En una entrevista con Europa Press, Maíllo ha considerado que hay proyectos de ley “que deben abordarse cuanto antes”, al tiempo que ha criticado que el PSOE-A “es especialista en ralentizar el ritmo de las leyes”. “Parece que no le va mal pero a Andalucía sí le va mal”, ha apostillado.

Así las cosas, IULV-CA defiende que estas leyes tienen que ser presentadas ya y afrontar el trámite parlamentario cuanto antes para que pronto “tengan su repercusión” en la ciudadanía.

Entretanto, ha señalado las prioridades que se marca la formación de izquierdas, entre las que ha destacado poner en el centro del debate a los ayuntamientos y “el compromiso de blindar la puntualidad en los pagos” de la administración andaluza.

Asimismo, Maíllo ha urgido aprobar una ley integral de agricultura “que regule el sector económico más importante de Andalucía, el sector agroalimentario” que “no solo tiene un actividad fundamental sino también una gran potencialidad de crecimiento y tiene que estimular la protección del pequeño productor”.

También marca como objetivo “blindar” los servicios públicos, donde va a tomar especial relevancia el debate presupuestarios aplicado a la educación, sanidad y servicios sociales, según ha explicado el líder andaluz de IU, para apuntar la importancia que tiene la renta básica porque “blindar unos ingresos mínimos a quienes no tienen nada es fundamental en un país donde la mitad de los desempleados no reciben ningún tipo de prestación”.

En este sentido, ha manifestado que el PSOE-A “se siente cómodo” con Ciudadanos (C's), “internamente porque le permite, al estar solo en el gobierno, controlar la información que traslada al grupo de la formación naranja, y hacia fuera porque lanza un mensaje de tranquilidad a los poderosos, a los banqueros y a los grandes empresarios que no querían a IU al Gobierno”.