Compartir

MADRID, 5 (EUROPA PRESS)

Ocho de los diez talibán acusados de participar en el atentado de 2012 contra la premio Nobel de la Paz Malala Yusufzai fueron puestos en libertad por falta de pruebas tras un juicio realizado en secreto y en el que solo dos de ellos fueron declarados culpables y condenados a 25 años de cárcel, según ha confirmado la Embajada paquistaní en Londres a la cadena BBC.

Hace dos meses, fuentes oficiales paquistaníes informaron de que los diez talibán — ninguno de los cuales, cabe precisar, estaba acusado de efectuar los disparos contra la joven– habían sido condenados a pasar un cuarto de siglo entre rejas.

De hecho, un funcionario policial de la región paquistaní de Swat compareció a finales de marzo ante los medios para anunciar las sentencias después de que se demostrara “su papel innegable en la planificación y ejecución del ataque”. El fiscal del caso, Syed Naeem Khan, indicó incluso que los diez talibán “habían confesado ante el juez”.

Sin embargo, el portavoz de la Embajada, Munir Ahmed, ha declarado hoy viernes que el veredicto fue comunicado de manera erronea y que ocho de los talibán resultaron absueltos. Otras fuentes, como el jefe de Policía Salim Marwat, indicaron que los ocho talibán sí fueron condenados pero salieron de la cárcel pocas semanas después al ganar la apelación contra el veredicto, que acabó “revocado por falta de pruebas”.

Las absoluciones se han dado a conocer después de que los periodistas del diario británico 'Daily Mirror' intentaran localizar a los diez talibán supuestamente condenados en el marco de un reportaje de investigación sobre los juicios antiterroristas en Pakistán, que transcurren a puerta cerrada y sus veredictos rara vez se dan a conocer.