Compartir

MADRID, 26 (EUROPA PRESS)

El portavoz de la Izquierda Plural (IU-ICV-CHA) en la Comisión de Interior del Congreso, Ricardo Sixto, plantea esta miércoles la puesta en marcha de una normativa estatal contra la violencia que se ejerce sobre el colectivo LGTBI, como “una alternativa legislativa para trabajar contra la violencia al colectivo”, a través de la defensa de una proposición no de ley.

Pese a los avances logrados con el matrimonio homosexual, la formación de izquierdas denuncia las “constantes discriminaciones y ataques directos” a los derechos humanos del colectivo, una discriminación que se agudiza en los entornos laborales, escolares, de ocio y en las calles.

“Los ambientes en los que crece y se desarrolla la persona todavía están repletos de prejuicios hacia las personas LGTB”, señala, al mismo tiempo que recuerda que a mediados del 2014 se obtuvieron datos “escalofriantes” sobre los delitos de odio ocurridos en España en 2013, año en el que se denunciaron 452 delitos contra la orientación sexual e identidad de género, de un total de 1.172, siendo así estas agresiones mayoritarias, por delante de las agresiones racistas o a personas con diversidad funcional.

“Estas agresiones van desde amenazas, robos o agresiones hasta abusos y violaciones.(…). Las agresiones contra el colectivo LGTBI son una realidad en España, realidad a la que no se le puede dar la espalda. Frente a esta situación, se demanda un cambio desde las instituciones públicas a favor de la adopción de medidas que palíen las injusticias y discriminaciones que aún persisten”, añade.

UN PROTOCOLO DE ACTUACIÓN

Por ello, IU-ICV propondrá también el desarrollo de un protocolo de actuación integral para tratar adecuadamente a las personas que sufren agresiones por su orientación sexual, identidad de género o expresión de género, así como para perseguir estos delitos de odio de forma contundente. “Un protocolo dotado de recursos económicos y personales que puedan hacer frente a estas situaciones de violencia y discriminación”, agrega.

Asimismo, quiere promover la denuncia por parte de las víctimas por orientación sexual, identidad de género o expresión de género, la puesta en marcha de planes de formación y sensibilización en materia de diversidad afectivo sexual a los agentes de policía y guardia civil, que den herramientas para prevenir, detectar y atender casos de delitos por LGTBIfobia.

Además, quiere impulsar la puesta en marcha de planes de formación y sensibilización para el profesorado de colegios e institutos en diversidad afectivo sexual puesto que los menores se encuentran más desamparados al no poder denunciar.

“Programas que den herramientas al personal docente para atender y prevenir los casos de LGTBIfobia”, reclama IU, al mismo tiempo que quiere la puesta en marcha de un protocolo unitario de recogida de datos donde se recopilen las denuncias de delitos de odio por motivo de orientación sexual o identidad de género.