Quantcast

Sistach pide que la tragedia aérea no pare la vida de las familias y les pide “coraje para vivir”

Recuerda también a las víctimas del terremoto del Nepal y a las de las pateras

BARCELONA, 27 (EUROPA PRESS)

El cardenal arzobispo de Barcelona, Lluís Martínez Sistach, ha presidido este lunes a la ceremonia religiosa por las 150 víctimas del accidente aéreo del vuelo Barcelona-Düsseldorf en los Alpes franceses y ha pedido a los familiares que la tragedia no paralice sus vidas y coraje para seguir viviendo.

“La muerte violenta y repentina de nuestros queridos hermanos podría paralizar la vida de quienes les aman muchísimo. Sin embargo, el mensaje paulino que hemos escuchado nos ha de dar coraje para vivir”, ha afirmado durante la homilía.

“Nos ha de dar coraje para vivir para el Señor y para los hermanos, para amar a Dios y amar a los hermanos, esperando con la ayuda y la misericordia del Señor encontrarnos un día con ellos en la Jerusalén celestial”, ha dicho.

Sistach ha recordado el pésame que dio el Papa Francisco a los familiares el mismo día del accidente y ha aprovechado para destacar: “Todos llevamos en nuestro corazón el dolor y la plegaria por las víctimas y los heridos del terremoto del Nepal y por las víctimas de las pateras en el Mediterráneo”.

Dirigiéndose a los familiares, ha dicho: “Dios nos ha creado para vivir eternamente y para poseer en él la felicidad eterna. Por eso, pedimos para que Dios misericordioso haya acogido a nuestros hermanos, gocen de esta felicidad e intercedan por nosotros que aún peregrinamos por este mundo”.

DÍA DE LA VIRGEN DE MONTSERRAT

Ha recalcado que este lunes se celebra la fiesta de la Virgen de Montserrat, patrona de Cataluña, y ha pedido “mirar a María, como Madre de Misericordia”.

“A ella confiamos especialmente nuestros hermanos que murieron en aquel vuelo aéreo que terminó en los Alpes franceses y le pedimos que sea realidad lo que el poeta Jacint Verdaguer pedía a la Virgen de Montserrat en su 'Virolai': “Guíanos hacia el cielo”.

El cardenal ha indicado que la resurrección es la “esperanza ante la muerte” de familiares y ante la propia muerte, y ha destacado que Cristo, con su muerte y resurrección, liberó a los hombres de la muerte definitiva.

“Celebramos el tiempo pascual con la alegría de la resurrección de Cristo. San Pablo nos ha dicho que 'para esto murió y resucitó Cristo: para ser Señor de vivos y muertos'. Participamos de la resurrección del Señor y ésta es nuestra esperanza ante la muerte de nuestras familiares y pensando también en nuestra propia muerte”, ha añadido.

Ha destacado que confían a las víctimas y a sus familias y amigos a la misericordia, que ha definido como “la vía que une a Dios y al hombre, porque abre el corazón a la esperanza de ser amado”.

Lo ha dicho ante unas 1.500 personas en la basílica, encabezadas por 52 familias de víctimas del avión y por los Reyes; los presidente del Gobierno y de la Generalitat, Mariano Rajoy y Artur Mas, y el alcalde de Barcelona, Xavier Trias.

Además de varios ministros y consellers de la Generalitat, han estado representantes de los partidos: el líder del PSOE, Pedro Sánchez; el del PSC, Miquel Iceta; la del PP catalán, Alícia Sánchez-Camacho; el coordinador general de CDC, Josep Rull; el vicesecretario general de UDC, Toni Font; el líder de ERC, Oriol Junqueras; la colíder de ICV y portavoz de ICV-EUiA en el Parlament, Dolors Camats, y el líder el de C's, Albert Rivera.

El acto también ha contado con la presencia de el presidente y consejero delegado de Lufthansa, Carsten Spohr, y del director general de Germanwings, Thomas Winkelmann.

Comentarios de Facebook