Compartir

“Es obligación de todos. Defendemos una formación y escuela inclusiva”

BARCELONA, 21 (EUROPA PRESS)

El alcalde de Barcelona, Xavier Trias, ha pedido este martes apoyo para todos los afectados por la muerte del profesor a manos de un alumno del instituto Joan Fuster, pero también para este mismo joven y su familia, con el objetivo de que puedan rehacer su vida.

En declaraciones tras el minuto de silencio que ha encabezado con el presidente de la Generalitat en la plaza Sant Jaume, ha agradecido la actitud de la comunidad educativa ante un caso “médico, de un problema de salud mental de un pobre chico de 13 años”.

Ha pedido apoyo para la familia del profesor muerto, al que ha expresado todo su afecto, pero ha advertido de que también hay otra familia “tremendamente afectada”, la del joven, a la que se debe ayudar.

“Es la obligación que tenemos todos. Defendemos una formación y una escuela inclusiva. Estas cosas nos hacen temblar, pero tenemos que tener clara nuestra apuesta y cómo tenemos que hacer las cosas en el presente y futuro”, ha añadido.

ENFERMEDAD, NO MALDAD

Según Trias, su condición de médico le lleva a entender mejor un caso que considera difícil de asumir para una parte de los ciudadanos: “Cuando una persona hace algo así porque tiene un brote del tipo que sea es una persona que sufre mucho”.

“Esto no es consuelo para los que sufren las consecuencias de esto, pero tenemos que saber que es el resultado de un profundo sufrimiento de una persona que debe ponerse en tratamiento”, ha dicho el alcalde, que ha apuntado que la actuación del joven es fruto de la enfermedad y no de la maldad.