Compartir

MADRID, 10 (EUROPA PRESS)

Las lluvias acumuladas en el conjunto de España en este año hidrológico (1 de octubre de 2014-30 de septiembre de 2015) se sitúan en 402 litros por metro cuadrado, un valor ligeramente por debajo de lo normal, 416 litros por metro cuadrado.

Según ha informado a Europa Press la portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET), Ana Casals, en la semana del 1 al 7 de abril predominó el tiempo seco y únicamente se registraron precipitaciones en áreas del suroeste peninsular y algunas, muy débiles, en las regiones mediterráneas.

Además, ha indicado que las cantidades acumuladas superarán los 10 litros por metro cuadrado en algunas zonas del centro y sur de Extremadura, así como en el norte de las provincias de Huelva y Córdoba, alcanzando cantidades por encima de los 30 litros por metro cuadrado en puntos de la Sierra de Aracena.

Entre las cantidades acumuladas en observatorios principales destacan los valores registrados en Cáceres con 18 litros por metro cuadrado y Badajoz con 11 litros por metro cuadrado.

A partir del 8 de abril se inició un cambio en las condiciones meteorológicas, al penetrar un sistema frontal por el suroeste peninsular y las precipitaciones afectaron al tercio occidental, con cantidades superiores a 10 litros por metro cuadrado en algunos puntos del centro de Andalucía y de la provincia de Badajoz.

Asimismo, el jueves 9, las precipitaciones se extendieron por la mayor parte de España, quedando solo sin precipitaciones los dos archipiélagos, Cataluña, Navarra, el País Vasco, el norte de Aragón y las zonas costeras de Murcia y Valencia. Las cantidades registradas superaron los 20 litros por metro cuadrado en algunas áreas de la provincia de Ciudad Real.

Por ámbito geográfico, ha llovido más de lo normal en la franja que se extiende por el norte peninsular desde el norte de Galicia hasta Navarra, así como en La Rioja, Madrid, en la mayor parte de las comunidades de Aragón, Castilla-La Mancha y Valencia y en el norte y este de Castilla y León, norte de Murcia, extremo nordeste de Andalucía, Canarias y Baleares.

En concreto, ha llovido más de un 50 por ciento por encima de lo normal en una extensa área del norte peninsular, que abarca desde el este de Asturias hasta el oeste de Navarra extendiéndose a La Rioja y gran parte de las provincias de Zaragoza, Teruel y Castellón, así como en una pequeña zona del nordeste de la provincia de Granada y en las vertientes septentrionales de las islas de Tenerife, Gran Canaria y Lanzarote.

Por el contrario, ha llovido por debajo de los niveles normales en amplias zonas de la mitad oeste peninsular, en gran parte de Cataluña y Andalucía, en el extremo norte de Aragón, en las zonas costeras del centro y sur de la Comunidad Valenciana y de Murcia y en algunas zonas de Baleares y Canarias.

El mayor déficit de precipitaciones se registra en el suroeste de Castilla y León, oeste de Extremadura y algunas pequeñas áreas del nordeste, Andalucía y litoral de Murcia así como en la isla de la Palma las precipitaciones quedan por debajo del 75 por ciento del valor normal.