jueves, 1 octubre 2020 22:19

El agente de Carolina del Sur tenía antecedentes por uso desproporcionado de la fuerza

NUEVA YORK, 8 (EUROPA PRESS)

El agente de Policía blanco Michael Slager, acusado este martes de asesinato por la muerte a tiros del ciudadano afroamericano Walter Lamar, es un exguardia costero que había estado involucrado en varios escándalos disciplinarios, incluido un uso desproporcionado de la fuerza del que fue “exonerado” tras una investigación.

Según informa la cadena NBC, en los cinco años de servicio de Slager en el Departamento de Policía de North Charleston se habían presentado dos denuncias contra él.

Así, el agente de 33 años fue acusado este mes de enero de no realizar un informe policial, hecho por el que no se conoce si Slager se enfrentó a alguna acción disciplinaria.

Además, en 2013 se enfrentó a otra acusación tras la denuncia de un hombre que le acusaba de haber usado su pistola taser sin motivo. Según los documentos del cuerpo de Policía de North Charleston, Slager fue exonerado tras una investigación.

Ahora, el oficial de Policía se encuentra inmerso en un juicio por la muerte de un ciudadano afroamericano de 50 años que fue alcanzado por ocho disparos en la espalda cuando trataba de huir

El abogado defensor, David Aylor, había argumentado que su representado no tenía “asuntos disciplinarios” durante su periodo en el cuerpo de Carolina del Sur, mientras el policía aducía que había vivido un proceso judicial inapropiado. Tras la publicación de estos documentos, Aylor anunció este martes que había dejado de representar a Slager.