viernes, 2 octubre 2020 1:31

Gobierno aragonés y 6 entidades bancarias facilitan financiación en condiciones preferentes a afectados por riada

ZARAGOZA, 24 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Aragón y seis entidades bancarias (Banco Santander, BBVA, CaixaBank, Ibercaja, Bantierra y Caja Rural de Teruel) han firmado este martes un convenio para facilitar el acceso a la financiación en condiciones preferentes a los titulares de actividades económicas, autónomos y personas físicas damnificadas por la crecida extraordinaria del río Ebro.

El consejero de Economía y Empleo del Ejecutivo aragonés, Francisco Bono, ha firmado el convenio de colaboración con los directivos de BBVA, Jorge Sáenz-Azcúnaga; CaixaBank, Raúl Marqueta; Banco Santander, Luis Sentis; Ibercaja Banco, Víctor Iglesias; Bantierra, Javier Hermosilla; y Caja Rural de Teruel, José Antonio Pérez Cebrián, en un acto presidido por la presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi.

El acuerdo prevé tres líneas de actuación: el establecimiento de un periodo de moratoria para aquellos préstamos suscritos con estas entidades y que se encontraran en vigor en el momento de las inundaciones; la apertura de una nueva línea específica de financiación y la concesión de anticipos de las ayudas anunciadas tanto por el Gobierno de España como por el Ejecutivo aragonés.

Así, se podrá formalizar un periodo de moratoria para todos aquellos préstamos suscritos con las seis entidades por empresarios, autónomos o personas físicas que se encontraran en vigor en el momento de producirse la crecida. Para ello, se acomodarán los calendarios establecidos con anterioridad a esa situación y, en particular, a la capacidad de generar ingresos por los prestatarios después de la riada.

En segundo lugar, se establece la apertura de una nueva línea específica de financiación para titulares de actividades económicas, autónomos o personas físicas con una comisión de apertura máxima del 0,5 por ciento y un tipo de interés a aplicar en condiciones preferentes. Esta línea de fondos propios de la entidad será complementaria a la formalizada a través de Avalia Aragón, en la que también participará la entidad como colaboradora habitual de esta sociedad.

En tercer lugar, se concederán anticipos, también en condiciones preferentes, de las ayudas públicas anunciadas por el Gobierno de España y de Aragón o por las indemnizaciones concedidas por las compañías aseguradoras privadas. En los tres casos, las concesiones estarán sujetas al criterio de aprobación de riesgos de las entidades financieras.

DISPUESTOS A COLABORAR

La presidenta de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha expresado su agradecimiento a las seis entidades que se pusieron a disposición del Ejecutivo aragonés “desde el minuto cero, cuando todavía el agua inundaba los campos”, explotaciones ganaderas y casas, y que “llamaron al Gobierno aragonés dispuestos a colaborar”.

Rudi ha comentado que este acuerdo agrupo a las “tres principales entidades en España y a tres entidades que tienen su origen en Aragón” y ha remarcado que desde el Ejecutivo “hemos intentado ser lo más rápidos posible” en el diseño y puesta en marcha de las ayudas para los afectados por las inundaciones.

Así, la presidenta ha recordado las líneas de ayuda impulsadas por los gobiernos autonómico y central, para apuntar que “este es un paso más” para contribuir a paliar los daños causados por la riada del Ebro.

“SIEMPRE JUNTO A LOS AGRICULTORES”

El consejero delegado de Ibercaja Banco, Víctor Iglesias, ha recordado que Ibercaja “ha estado siempre al lado de agricultores y ganaderos”, incluso favoreciendo su formación como en la escuela agraria de Cogullada. Por ello, “desde el primer momento” la entidad “mostró su solidaridad” y adoptó medidas “rápidas” para atender a los afectados.

Ha asegurado que “es importante para nosotros estar aquí y de forma coordinada para minimizar el impacto de las inundaciones en la economía y la vida diaria de los afectados”, poniendo a disposición de estas personas sus recursos.

El director territorial de CaixaBank en Aragón y La Rioja, Raúl Marqueta, ha estimado que “era imprescindible que estuviéramos en este acuerdo” y ha expresado su satisfacción al comprobar que “todos estamos en la misma línea” de atender a las personas damnificadas para paliar sus daños en el menor plazo.

Marqueta ha resaltado que la entidad está comprometida “con Aragón y con su desarrollo financiero”, así como favorece otras acciones a través de su Obra Social, con 12 millones en la Comunidad.

El director general de Bantierra, Javier Hermosilla, ha afirmado que la entidad está “pegada al territorio y a sus gentes” y ha expresado su agradecimiento por incluir a la caja en este acuerdo dirigido “a paliar los daños” causados por el Ebro, “en la medida de lo posible”.

“COMPROMISO ABSOLUTO”

El director territorial de la zona Norte de BBVA, Jorge Sáenz-Azcúnaga, ha subrayado que esta entidad “no podía faltar” en la firma de este convenio, al recordar que el eslogan del banco es 'trabajamos por un futuro mejor para las personas' “y este acuerdo recoge ese lema”, ha destacado, para reafirmar el compromiso “absoluto” de BBVA con los aragoneses y con la Comunidad.

El director territorial del Banco Santander, Luis Sentis, también ha indicado que “estamos encantados de participar en este proyecto” que tiene como objetivo que los damnificados por la riada recuperen “la normalidad”.

Banco Santander tiene “la misión de apoyar a la sociedad en su desarrollo y trata de ser el mejor banco para nuestros clientes y este convenio reúne ambos objetivos”, ha estimado, para remarcar que “vamos a poner todo el empeño” para “no dejar a nadie sin ayuda y que todo vuelva a la normalidad”.

El director general de Caja Rural de Teruel, José Antonio Pérez Cebrián, ha opinado que desde la administración “se ha actuado pronto y rápido” para ayudar a los afectados por las inundaciones y, tras recordar que su entidad ha colaborado en otras materias con el Ejecutivo aragonés, ha estimado que este caso “no podía ser una excepción”.

YA PUEDEN ACUDIR A SUS BANCOS

El consejero de Economía y Empleo del Gobierno de Aragón, Francisco Bono, ha detallado que las personas que pidan estos recursos deberán acreditar su condición de afectados aportando el número de referencia que, previamente, les habrán entregado en las oficinas de información abiertas por el Ejecutivo en Zaragoza, Alagón y Quinto, si bien si alguien aún no dispone de este número “el banco le atenderá igual”.

Bono ha indicado que “no hay mínimos ni máximos” en los recursos disponibles, para apreciar que “no van a tener problemas en ese sentido” y alegar que “cada damnificado es un mundo y también los siniestros son muy distintos”, por lo que no se fijan cantidades mínimas ni máximas.

Los afectados pueden empezar a negociar ya con sus bancos, ha manifestado el consejero, para agregar que el Ejecutivo autonómico pondrá en marcha sus ayudas “lo antes posible, se agilizará lo máximo posible”, si bien no ha dado una fecha porque “técnicamente no se” cuando estarán disponibles. Ha precisado que Avalia ha establecido una dotación extraordinaria de 4 millones de euros para atender a los afectados por la riada.

El acuerdo, con una duración de 18 meses, “está abierto a que pueda adherirse cualquier otra entidad financiera”, dado que se ha suscrito con las seis que se pusieron en contacto de manera inmediata con el Gobierno aragonés, “pero queda abierto”, ha concluido Bono.