Compartir

MADRID, 6 (EUROPA PRESS)

El Ibex 35 ha cerrado la sesión de este viernes con un retroceso del 0,29%, lo que ha llevado al selectivo a quedarse a un paso de alcanzar los 11.100 enteros (11.091,9) tras una apertura a la baja de Wall Street. De este modo, el selectivo ha recortado un 0,78% en la semana.

En el mercado de deuda, la prima de riesgo se ha colocado en 90,1 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 1,203%. En el mercado de divisas, el euro se intercambiaba a 1,0865 dólares.

Caixabank se ha erigido como el mejor valor de la jornada, con un repunte del 4,2%, seguido de Abengoa (+2,6%) y ArcelorMittal (+1,8%). Indra, que ha avanzado un 1,6%, y FCC (+1,3%) han completado los cinco primeros puestos del ranking de subidas.

La otra cara de la moneda la ha mostrado Red Eléctrica, que ha cedido un 2,7%, Gas Natural (-2,2%), Enagás (-1,9%), IAG (-1,8%) y OHL (-1,63%).

Salvo BBVA e Inditex, que han conseguido mantener el tipo con una revalorización del 0,6%, el resto de los 'blue chips' se han teñido de rojo, especialmente Endesa, que se ha dejado un 2,1%. Iberdrola ha perdido un 1,6%, Santander un 0,8%, Repsol un 0,64% y Telefónica un 0,61%.

De este modo, el Ibex 35 se ha situado a la cola de Europa junto a Londres (-0,68%). París ha perdido un 0,02% y Francfort ha ganado un 0,38%.

SEMANA DE CONSOLIDACIÓN

El analista de XTB Javier Urones ha señalado que la primera semana del mes de marzo supone una consolidación de las subidas experimentadas en febrero “necesaria para aliviar la sobrecompra después de un gran mes” en el que el selectivo ha dejado atrás los 10.500 puntos “con claridad”.

Desde su punto de vista, las medidas de estímulo de la economía anunciadas por el BCE, “pese a no tener reflejo claro en puntos”, han contribuido a consolidar niveles para el Ibex 35 y situarle a la par que sus homólogos del Viejo Continente.

A lo largo de la última semana han destacado valores como DIA, Acerinox o ArcelorMittal, que han experimentado importantes subidas, frente a OHL, que en una semana ha dilapidado gran parte de la revalorización lograda una semana antes.

De cara a la semana que viene, el experto espera que el selectivo español decida romper el rango lateral en el que está cotizando sin descartar que pueda “hacer una tentativa” para superar la resistencia de los 11.250 puntos.

“Aunque sabemos que será difícil dejar esa resistencia atrás, los impulsos del BCE, la consolidación en los beneficios de las principales empresas, así como el segundo plano al que ha pasado la situación financiera de Grecia, intentarán allanar el camino para que la Bolsa de Madrid se plantee un nuevo máximo tras la grave crisis que azotó al euro entre 2010 y 2012”, ha afirmado.

No obstante, Urones prevé que si la presión vendedora continúa imponiéndose en los próximos días, es posible ver caídas que tendrían un primer objetivo en los 10.900 puntos.

EL EURO, PROTAGONISTA

Por su parte, el estratega de mercados de IG Daniel Pingarrón ha puesto el énfasis en la correlación inversa entre el euro y las Bolsas europeas, al tiempo que ha asegurado que será uno de los principales “focos de atención” del mercado en estos momentos, sustituyendo a Grecia o al petróleo.

De cara a la próxima semana, cuando el BCE comenzará a inyectar con gran intensidad dinero de nueva creación en los mercados, Pingarrón ha advertido de que en el corto plazo son “elevadas” las posibilidades de que las Bolsas europeas vuelvan a protagonizar correcciones.