Compartir

El secretario regional del PSOE y candidato a la presidencia de CLM, Emiliano García-Page, ha afirmado que si sale elegido presidente de Castilla-La Mancha abogará por una estrategia de reconversión energética de los grandes edificios públicos para que pudieran utilizar sistemas de calefacción con biomasa de los bosques de la región. Esta reconversión, ha asegurado, comenzaría en los hospitales de la Comunidad Autónoma.

García-Page ha realizado estas declaraciones este sábado en la localidad conquense de Almodóvar del Pinar tras visitar una explotación resinera, donde ha enmarcado esta propuesta en las medidas que pondría en marcha para apoyar las zonas forestales y rurales de la región.

El líder del PSOE ha mostrado así un compromiso “claro” con el mundo forestal, en el que tendría un “papel importante” la empresa pública GEACAM. Además, contemplaría el apoyo a oficios tradicionales como el de la resina y apostaría por el mantenimiento de los montes los doce meses del año, ha informado el PSOE en nota de prensa.

García-Page ha señalado que hay muchos puestos de trabajo que están vinculados a las zonas forestales de la región y que esta sería una manera más de potenciar el trabajo en las mismas.

Por último, ha lamentado el “destrozo” que han ocasionado las políticas de “recortes” de María Dolores de Cospedal en las zonas rurales y forestales de Castilla-La Mancha.

“Aquellos que en su momento utilizaron el campo y los pinos para hacer política rastrera, son los mismos que están desmantelando todas las estrategias y han acabado con las ayudas públicas que se estaban dando”, ha concluido.