Compartir

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

La jefa de la corresponsalía de la agencia británica de noticias Reuters en Afganistán y Pakistán, Maria Golovnina, fallecida el lunes en su oficina en Islamabad, murió a causa de asfixia, según ha revelado la autopsia.

El Instituto de Ciencias Médicas de Pakistán ha detallado que durante la autopsia se han encontrado además marcas en su cuello, al tiempo que ha anunciado el envío de los resultados a la Policía para que abra una investigación.

La agencia ha destacado que “en más de una década con Reuters, Maria siempre estuvo moviéndose, informando desde alguno de los lugares más peligrosos del mundo con una autoridad y una calma que otros periodistas más experimentados admiraban”.

“Su trabajo estuvo motivado por un deseo de entender qué es lo que hace palpitar a los seres humanos, ya sea en la revolución en Libia o durante una madrugada tranquila en el sur de Pakistán, mientras sufíes limpiaban con agua de rosas un santuario antes de comenzar sus rituales”, ha agregado.

Golovnina, hija de expatriados rusos criada en Japón, entró a formar parte de la agencia en Tokio en 2001 y trabajó posteriormente en Londres, Singapur y Seúl como parte del programa de capacitación a graduados. Posteriormente, trabajó en Rusia, Asia Central, Afganistán y Libia.

“Fue una gran jefa, cálida, con un gran corazón y alguien que realmente se preocupaba”, ha dicho Katharine Houreld, corresponsal de Reuters en Pakistán y Afganistán.

Por su parte, Stephen Adler, redactor jefe de Reuters News, ha agregado: “Todos nosotros lamentamos la temprana muerte de nuestra querida colega Maria”. “Fue una de nuestras mejores periodistas, combinando su valentía con un entusiasmo optimista que inspiró confianza, respeto y afecto en todos las que la rodearon. Se la extrañará profundamente”, ha remachado.