Compartir

La candidatura de Claro que Podemos de Castilla-La Mancha ha asegurado este domingo que su objetivo “no es alcanzar pactos y sillones, sino ganar el cambio en la región para mejorar las condiciones de vida de la gente”.

En un comunicado remitido a los medios, José García Molina, candidato de Claro Que podemos a la Secretaría General del partido en Castilla-La Mancha, se ha referido a las noticias publicadas en los últimos días en relación a tender puentes para un posible pacto con el PSOE en la región.

El candidato ha señalado que Podemos “no quiere ser un partido más en el escenario”, sino que su intención es cambiar las formas de hacer política y construir nuevas propuestas que se alejen de las fórmulas del reparto y la alternancia”.

García Molina ha indicado que en la formación política quieren “mirar hacia el futuro partiendo de la experiencia de nuestros vecinos, no de los partidos de siempre”.

Ha añadido que, si su propuesta es la elegida para dirigir el partido, “será la Asamblea Ciudadana la que en última instancia deba pronunciarse y decidir la estrategia pre y postelectoral”.

“Las decisiones en Podemos se toman con luz y taquígrafos, nunca de espaldas a los votantes”, ha resaltado.