Compartir

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

Bob Dylan ofreció un concierto en la Academy of Music de Philadelphia (Estados Unidos) para un único fan llamado Fredrik Wilkingsson, quien asegura que todavía le duele la mandíbula de la sorpresa y de tanto sonreir.

Acompañado de su banda, Bob Dylan interpretó un repertorio especial con versiones de Buddy Holly ('Heartbeat'), Fats Domino ('Blueberry Hill') y Chuck Willis ('It's too late'). Para sorpresa del único asistente, que no tenía ni idea de que esto iba a suceder.

El afortunado Fredrik Wilkingsson disfrutó de este recital como parte de Experiment Alone, un proyecto sueco de filmaciones que busca analizar qué sucede cuando el ser humano vive en solitario experiencias que por lo general se preparan para grupos. Un concierto de Bob Dylan, por ejemplo.

“Estaba totalmente oscuro y vacío. Entonces un tipo apareció en escena y empezó a hablar al técnico de luces. Era Dylan y me saludó con un movimiento de cabeza. Sin ceremonia alguna, dijo algo a sus músicos y empezaron la primera canción”, ha explicado el incrédulo Wilkingsson a Rolling Stone.

En esta línea, ha añadido que, en un momento dado, era todo tan extraño que sintió que tenía que decir algo. “¡Eh tíos, sonáis genial!”, les gritó, lo cual provocó una gran carcajada de Bob Dylan, según el relato del único espectador del recital.

El próximo 15 de diciembre se podrá comprobar si el relato de Wilkingsson es veraz, pues para esa fecha está previsto el estreno del vídeo de este inusual concierto.