miércoles, 23 septiembre 2020 18:39

Aborto.- Rubalcaba teme que Rajoy pase “la patata caliente” al TC y que la Constitución quede en situación “delicada”

MADRID, 25 (EUROPA PRESS)

El exsecretario general del PSOE Alfredo Pérez Rubalcaba considera que si el PP mantiene su recurso ante el Tribunal Constitucional contra la actual ley del aborto, le estará pasando “la patata caliente” al alto tribunal, y avisa de que si éste fallase a favor de los 'populares' la Constitución quedaría “en una delicada situación”.

Por eso, pide al PP que retire su recurso, porque “aliviaría al Tribunal Constitucional y eliminaría la sospecha de que el PP no ha renunciado a cambiar la ley, sino que, simplemente, se sirve de una artimaña para que otros le hagan el trabajo”, según sostiene en un artículo en 'El País' recogido por Europa Press.

Para Rubalcaba, eso sería una “monumental irresponsabilidad”, porque si el Tribunal Constitucional declarara inconstitucional la ley de plazos, opina que “millones de ciudadanos estarían legitimados para pensar que en la Carta Magna no cabe que las mujeres puedan decidir sobre su embarazo, y que, por lo tanto, está desfasada y hay que modificarla”, algo que el PP no aceptaría.

“Una cosa es que el PP renuncie a una ley de plazos y otra bien distinta que es que acuerde una reforma constitucional que la admita”, reconoce el ex líder socialista.

No obstante, también recuerda que “todas las leyes aprobadas en el Parlamento deben gozar de una presunción favorable de constitucionalidad que obliga al tribunal a buscar, a explorar, las interpretaciones de la Constitución que las amparen”.

A su juicio, si el PP no retira el recurso, estará trasladando al TC “sus propias contradicciones” porque el tribunal de garantías tendría que estudiar un recurso sobre una ley “de cuya constitucionalidad no duda prácticamente ningún grupo en el Parlamento” y que “cuenta con un amplio respaldo social”.

Por eso, insta al Gobierno a tener un “gesto de Estado” encontrando “el mecanismo de retirada de su recurso”, reuniendo a los diputados que en 2010 firmaron el recurso, “con el actual presidente y la vicepresidenta del Gobierno a la cabeza, para que, de manera urgente, presenten el desistimiento”.