Compartir

MADRID, 19 (EUROPA PRESS)

La Comisión Nacional de los Mercados y de la Competencia (CNMC) ha realizado diversas inspecciones en sedes de empresas y asociaciones del sector del cemento y el hormigón ante la sospecha de la formación de un supuesto cártel.

Los registros se han realizado los días 16, 17 y 18 de este mes de septiembre, según informó el organismo supervisor, que recuerda que estas inspecciones suponen un paso preliminar en el proceso de investigación de una supuesta conducta anticompetitiva.

En caso de que, como resultado de la inspección, se encontraran indicios de prácticas anticompetitivas prohibidas, la CNMC abriría un expediente sancionador.

La CNMC ha realizado estos registros ante la sospecha de que se estén registrando en el sector prácticas consistentes en un posible acuerdo o intercambio de información, o práctica concertada de fijación de precios y otras condiciones comerciales, como puede se un posible reparto del mercado.

El organismo que preside José María Marín Quemada recuerda que este tipo de acuerdos entre competidores se consideran una infracción muy grave que puede suponer la imposición de multas equivalentes al 10% del volumen de negocio de las empresas infractoras.

La investigación de los cárteles constituye además una de las prioridades de actuación de la CNMC, dada la especial gravedad de sus consecuencias sobre los consumidores y el correcto funcionamiento del mercado.

Para ello, el 'superregulador' de los mercados cuenta, entre otros, con el programa de clemencia, por el que permite a las empresas que conformen un cártel beneficiarse de la exención del pago de la multa si aportan pruebas de los acuerdos del reparto del mercado.