Compartir

MADRID, 16 (EUROPA PRESS)

El Ministerio de Fomento ha licitado obras por 3.587,23 millones de euros durante los siete primeros meses del año, lo que supone casi triplicar (+195,9%) el importe de un año antes, gracias al impulso dado a la construcción de líneas de Alta Velocidad (AVE), según datos de la patronal de grandes constructoras Seopan.

En los siete primeros meses, el Departamento, a través Adif, sacó a concurso trabajos del AVE por 2.120,32 millones de euros, casi cuatro veces más (+274%) que el año anterior, de forma que acapararon más de una cuarta parte (el 26%) del total de obra pública estatal.

El Ministerio que dirige Ana Pastor se consolida así en su papel de principal organismo inversor de la Administración central, dado que a cierre de julio copó casi la mitad (44,1%) de la obra pública. Además de elevar la inversión en AVE, impulsó un 78% la licitación de obras de carreteras, que sumó 769 millones.

De su lado, las administraciones locales (ayuntamientos, cabildos y diputaciones) licitaron obras entre enero y julio por 2.211,73 millones de euros, un 40,8% más y el 27% del total, mientras que las comunidades autónomas promovieron trabajos por 1.614,26 millones, un 16% más.

Los trabajos de la Alta Velocidad, junto a este aumento de la inversión en obras públicas regionales y locales, impulsaron un 60,5% la licitación de obra pública total del conjunto de las administraciones públicas del Estado, que a cierre de julio sumaba un monto inversor de 8.143,14 millones de euros.

De esta forma, la licitación de obra pública mantiene la tendencia de recuperación que inició a finales de 2013, ejercicio en el que se anotó su primer aumento anual desde 2006, año previo a la crisis.

TIPO DE OBRA.

En los siete primeros meses del año y por tipo de obras, del total de proyectos licitados por todas las administraciones, el 78% corresponden a obras de ingeniería civil, que crecieron un 65% hasta suponer 6.388 millones de euros. El 21% restante son de edificación.

Entre estas últimas destaca el crecimiento del 66% registrado por la inversión en centros deportivos, que sumó 144 millones, y el aumento del 23% de las obras de instalaciones sanitarias (153 millones).

Del lado de la obra civil, además de los incrementos de la licitación de obras ferroviarias y de carreteras, sobresale el aumento del 27% de los trabajos medioambientales y el descenso del 30% de los concursos de obras hidráulicas.