Compartir

El juez amplía sus preguntas al presidente de Sortu en cumplimiento del auto que revocó el archivo de la causa

BILBAO, 4 (EUROPA PRESS)

El presidente de Sortu, Hasier Arraiz, ha asegurado ante el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) que no existe “ambigüedad” en la expresión 'izquierda abertzale', durante su segunda declaración en el caso abierto por un supuesto delito de enaltecimiento del terrorismo en un homenaje a Santiago Brouard y Josu Muguruza celebrado en noviembre.

El caso fue abierto tras la denuncia de Dignidad y Justicia por una intervención de Arraiz en la que avaló la trayectoria y la estrategia de la izquierda abertzale durante los últimos 35 años. Las diligencias fueron archivadas en abril, aunque en julio fue revocado el archivo tras un recurso planteado por Dignidad y Justicia.

Este nuevo auto devolvía las actuaciones al juez de la Sala Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV), Borja Iriarte, Uriarte para que realizará, entre otros, una nueva toma de declaración al presidente de Sortu más exhaustiva para determinar si se dio o no un delito de enaltecimiento del terrorismo en sus palabras. En concreto, destacaba que la resolución de archivo no hacía referencia a varios informes policiales y que no se había cuestionado sobre “el sentido y significación” de las declaraciones ni de la expresión 'izquierda abertzale'.

Por ello, el presidente de Sortu ha sido citado a declarar de nuevo este jueves en una sesión, que se ha prolongado durante algo menos de una hora y en la que ha rechazado contestar a las preguntas de Dignidad y Justicia.

Al término de la declaración, la defensa de Arraiz ha asegurado que la causa “no tiene sentido” y que durante la declaración se ha rechazado la “supuesta ambigüedad” de la utilización de la expresión 'izquierda abertzale', que supone la “clave de este procedimiento”. Según han señalado, “cuando se habla de izquierda abertzale, se habla de izquierda abertzale”.

SEGÚN EL AUTO DE ARCHIVO

Además, fuentes jurídicas han manifestado que, durante su declaración, el presidente de Sortu ha sido cuestionado por el juez en función de lo recogido en el auto de la Sala Civil y Penal que revocó el archivo.

Esta resolución apuntaba que el archivo de la causa no había tenido en cuenta informes de la Guardia Civil y de la Jefatura Superior de Policía del País Vasco en los que se recogen citas de Hasier Arraiz, en las que destacaba que “la Organización ETA ha dado cada vez más un mayor protagonismo al pueblo, a los ciudadanos vascos en el desarrollo del conflicto político y en la labor de resolución del conflicto político, y que a sí misma se ha otorgado el carácter de instrumento en ese camino y en función de la fase”.

Los documentos aludían a que Arraiz también aseguró que, en la actualidad, “se ve, de manera nítida y clara que el problema no es ETA, no ha sido nunca ETA”, sino que “el meollo del conflicto es el carácter antidemocrático del Estado español”.

La Sala Civil y Penal señalaba que estas frases “pueden ayudar a comprender el sentido de las palabras pronunciadas por el

imputado”. Asimismo, destacaba que el informe de la Guardia Civil describe la evolución organizativa, estrategia y líneas de acción del conjunto de las organizaciones de la izquierda abertzale durante los últimos 35 años, con “la subordinación respecto de ETA”.

De este modo, indicaba el hecho de que, en la primera declaración, no se le preguntara a Arraiz sobre “el sentido y significación” de sus declaraciones, ni sobre la expresión de “izquierda abertzale, su significación, organizaciones que la han integrado a lo largo de los últimos 35 años, evolución de la línea estratégica, y cualesquiera otras cuestiones que pudieran delimitar el significado de dicha expresión”.

HIZO “UNA INTERPRETACIÓN POLÍTICA”

De manera previa a su declaración de este jueves, el presidente de Sortu ha censurado, en declaraciones a los medios, que su citación tiene un “impulso político” y ha reclamado que “ha llegado el momento de alejar los debates políticos de los juzgados, en el camino de la normalización política”.

Arraiz, apoyado por dirigentes de Sortu, EA y Alternatiba con una concentración ante los juzgados bajo el lema 'Adeierazpena askatasunaren alde. Jazarpen politikorik ez!', ha señalado que “estamos hablando de lo que es una interpretación política, una declaración política, de unos hechos históricos que sucedieron hace 35 años”.

“Entonces estaba en debate cuál era el modelo que había que seguir tras el régimen franquista. Algunos optaron por la reforma del mismo y llegaron a acuerdos en el marco de lo que se llamó la transición, y otro, la Izquierda Abertzale, se manifestó en contra de dichos acuerdos, de dicha reforma del régimen y optó por una ruptura democrática con el mismo”.

“De eso es de lo que yo hablé y de eso es lo que me gustaría debatir en el ámbito político, ya sea en instituciones o en cualquier otro foro político”, ha asegurado.